La SMPC entrega premio a la comunidad del barrio Altos de Albornoz

Durante los Reconocimientos Mi Apellido es Cartagena fue dada a conocer la historia de Luis Fernando Martínez, un joven de 19 años, entusiasta, noble, soñador y con un gran corazón, quien desde hace 4 decidió luchar a favor de los niños, niñas y personas víctimas del conflicto armado -que según sus cuentas, son más del 96% de la población de su comunidad del barrio Cerros de Albornoz-, a través de la creación de una improvisada escuela frente a su casa, para reforzar conocimientos en matemáticas, ciencias, lenguaje, ética y valores a 92 niños en jornada de mañana y tarde. Su iniciativa fue la ganadora de la categoría Cultura Ciudadana, por lo que se hizo acreedor de 2 millones de pesos en implementos para potencializar la escuela. 
Fue así como el pasado 13 de diciembre, la Sociedad de Mejoras Públicas se hizo presente en su barrio para hacer entrega de un computador portátil, mesas, sillas y útiles escolares para los niños.
 
"Me siento inmensamente feliz, no tengo palabras para expresar mi gratitud con la SMPC por haber puesto su mirada en la Casa de los Sueños. Hago esto porque amo ayudar a los demás. Mi satisfacción es que un niño educado en el mañana no será un problema para la sociedad, no se convertirá en un atracador ni en un pandillero, sino en un hombre con valores que eche para adelante por su comunidad”, expresó Luis Fernando Martínez durante el acto de la entrega del reconocimiento. 
 
Por su parte Elizabeth Campillo, Directora Ejecutiva de la SMPC mencionó que la Junta Directiva de la SMPC se siente con el corazónchado al poder hacer este tipo de obras que sin lugar a dudas construyen una mejor ciudad. "Somos una institución que aplaude lo que hacen, que cree en ustedes y que quiere que sean la generación del cambio para Cartagena", mencionó.